¿Qué es el Gong?

El Gong de bronce es uno de los instrumentos orientales más antiguos con el mayor poder de sanación y transformación por sonido conocido hasta hoy. Esta notable aleación con forma de disco compuesta de cobre, estaño y níquel es una herramienta única para alcanzar altos estados de meditación y conciencia.

Mas que un instrumento musical, el Gong o Tam Tam, como se le conoce comúnmente, es un gran núcleo de potencia que libera tonos reverberantes de gran plenitud y resonancia.

El Gong contiene y libera la energía del universo, por lo tanto, quien se somete a él, vive, siente y se conecta con la vibración cósmica.

El Gong es muy simple. Se trata de un sistema intervibracional. Es el sonido de la creatividad misma. De él llegó toda la música, todos los sonidos, palabras y todo. El sonido del Gong es el núcleo de la palabra…. “Si meditas en el sonido primordial, verás lo no visto, escucharás lo no escuchado, y sentirás lo que nunca sentiste”. Yogi Bhajan

¿Qué es un baño de Gong?

Es bañar cada célula del cuerpo con frecuencias sagradas; es permitir que el sonido limpie tu mente y tu corazón. Quien escucha el sonido del Gong, escucha la voz del Universo.

Un baño de Gong es una inmersión completa en el sonido. El Gong te lleva a un estado de profunda relajación dejándote disfrutar de un estado de neutralidad donde se produce una sanación natural de los cuerpos físico, mental y emocional, aumentando la frecuencia del campo electromagnético (aura). Cuando el Gong vibra se pueden sentir reverberaciones musicales dentro de cada célula del cuerpo.

Los seres humanos en perfecta salud somos como un Gong plenamente resonante, los tonos de nuestro cuerpo, emociones, mente y espíritu producen una fuerza que da como resultado una vida abundante y feliz. Cuando resonamos plenamente, las células del cuerpo funcionan óptimamente, nuestro cerebro funciona con poder intuitivo total y sentimos la manifestación de la paz interior.

En un baño de Gong podrás experimentar como el Gong es un portal que al traspasarlo conecta tu conciencia con el cosmos, con la fuente, con la unidad, con el infinito.

Con el Gong puedes experimentar:

  • Desmaterialización: Cesando el sentido de lo físico.
  • Levitación: Cesando el sentido de la gravedad.
  • Rejuvenecimiento: Sintiendo el éxtasis de la fuerza de la vida.
  • Paz interior: Cesando el sentido del paso del tiempo.
  • Inmortalidad: Sintiendo la continuidad de tu conciencia sin cuerpo, eliminando el miedo a la muerte física.

 

 

El baño de Gong te puede ayudar a:

 

  • Reducir el estrés y las tensiones.
  • Equilibrar la mente y las tensiones.
  • Estimular el sistema glandular.
  • Regenerar el sistema nervioso.
  • Despertar la intuición y tus dones.
  • Aclarar la mente para tomar decisiones.
  • Conectar con tu Ser divino.
  • Mejorar tu calidad de vida.